Contrario a la creencia popular, la carrera de un Asesores de Seguros es ideal para los estudiantes que actualmente cursan una carrera universitaria. Sin embargo es necesario tener una gran disciplina y determinación para sortear los retos de un joven Asesor de Seguros.

En este artículo te compartimos todo sobre los retos y ventajas de ser Asesor de Seguros joven.

 

 

Desventajas a las que se enfrentan los Asesores de Seguros estudiantes al trabajar

Algunos de los retos y desventajas de trabajar en una empresa convencional al ser joven son:

1. Horarios: En la mayoría de los trabajos suele solicitarse turno completo y los horarios son inflexibles. Además en la escuela los maestros tampoco dan facilidades para cambiar las clases a las que asistes y esto provoca que en ocasiones se encimen los horarios de ambas responsabilidades. Por lo que puede que al final acabes descuidando ya sea el estudio o el trabajo.

2. Distancias y traslados: En todos los trabajos tienes que asistir a la empresa ya sea desde tu casa o el trabajo y esto provoca que pierdas tiempos y gastes demás en los traslados para llegar a tiempo a tus actividades.

En vacaciones, los estudiantes foráneos no pueden regresar a su ciudad ya que los trabajos no permiten flexibilidad de trabajar en otros lugares distintos a la empresa.

 

Ventajas de ser un joven estudiante y Asesor de Seguros

Ser Asesor de Seguros mientras estudias una carrera universitaria es ideal ya que:

  • Cuentas con horarios flexibles: Este el principal beneficio ya que te facilita asistir a tus clases, programar tus tiempos y evitar traslados cuando no sean necesarios.

  • Tu eliges tus metas: Tu establecer tus propios objetivos y niveles de ingresos que deseas tener e irlos ajustando si necesitas pagar la escuela o además requieres ingresos para gastos de renta, alimentos, etc.

  • Inicias tu propio negocio: Y no tienes un jefe al que rendir cuentas, esto te permite crecer en la medida que tu quieras y trabajar mas o menos en ciertas épocas de acuerdo a los periodos de exámenes, vacaciones, días festivos, etc.

  • Te ayuda a ser mejor en tu carrera: Ya que puedes aplicar lo que aprendes como Asesor de Seguros si estudias actuaría o demás carreras afines, por lo que los conceptos que debes conocer para este trabajo ya los aprendiste en la escuela, y al mismo tiempo el ejercitarlos en el trabajo te permite reforzarlos.

  • Te ayuda a tener disciplina y prepararte para tu vida adulta: Al tener dos ocupaciones es necesario organizar los tiempos para visitar a los clientes y estudiar. Esto te ayuda a administrar mejor tus recursos y ser más eficiente con tu tiempo.

  • Conoces a personas: Al vender seguros interactúas con distintos tipos de personas, al platicarles sobre los seguros conoces sobre sus vidas y pueden convertirse en contactos que te sirvan en un futuro o incluso hasta llegar a convertirse en amistades importantes para ti si comparten intereses y son de edades similares.

  • Excelentes ingresos: Si tú lo deseas pueden llegar a ser muy altos, ya que tú eres quien fija los límites y los tiempos que dedicas a la venta / seguimientos.

 

Consejos para equilibrar la carrera de Asesor de Seguros y el estudio

 Algunos consejos que puedes aplicar para comenzar con éxito en esta carrera son:

  • Planea bien tus tiempos y fija metas realistas pero ambiciosas de cuánto deseas vender al mes/ semana, con objetivos diarios, semanales y mensuales.

  • Empieza a prospectar con las personas que te rodean, familiares, compañeros, maestros, y vecinos.

  • Fija tus prioridades en los estudios para administrar bien los tiempos restantes y vender lo mayor posible.

  • Es vital no desanimarse por los primeros ingresos, ya que esta ocupación es una que reditúa a largo plazo.

 

Esperamos que este artículo te sea de utilidad para resolver todas tus dudas sobre si es conveniente comenzar a ejercer como Asesor de Seguros si eres joven y estás estudiando una carrera universitaria actualmente.

(Sánchez Velasco, 2017)